Mini-abdominoplastia

Información sobre tratamientos

  • Categoría

    Con cirugia

Cuando la flacidez de la piel del abdomen no va más arriba del ombligo, la solución para arreglarla es la mini-abdominoplastia, mucho más light que la abdominoplastia convencional. Esta cirugía es ideal para mujeres después del embarazo, sobre todo si han tenido a su bebé por cesárea, puesto que aprovechamos esta misma cicatriz. Si hace falta, se puede combinar con liposucción de las zonas adyacentes donde puede haber excesos de grasa, como el resto del abdomen, los flancos, la espalda o el pubis, para definir mejor la silueta.